sábado, 23 de enero de 2021

Tecnologías que ayudan a las empresas a salir de la crisis e impulsar su recuperación

 La innovación y la tecnología son claves en las empresas, creciendo su importancia con la crisis generada por la covid-19, que las ha convertido en imprescindibles y en un eje fundamental de toda estrategia empresarial. Transformación digital, economía circular y transición energética son pilares transversales en los que todas las empresas pueden innovar e implementar soluciones tecnológicas que les permitan salir antes de esta crisis e impulsar su recuperación. Un proceso que ya han iniciado algunas compañías de diferentes sectores como la industria papelera, el transporte o el césped artificial. Las posibilidades son múltiples e, incluso, llevan al rally Dakar.




Transformación digital, economía circular y transición energética son tres ejes de acción que todas las empresas deben tener presentes para adaptarse a la nueva realidad y anticiparse al futuro. Son líneas, además, que se quieren primar en los fondos europeos que llegarán a España. Pero, al margen de que las acciones puedan o no ser objeto de estas partidas económicas, lo cierto es que se abren oportunidades interesantes que muchas empresas ya están aprovechando.

"La transformación digital y la Industria 4.0 es un puntal para la recuperación. Va a ser uno de los temas en los que las empresas tienen que apoyarse para la recuperación. La tecnología nos va a sacar de esta crisis", explica Alfredo Gómez, ingeniero de ITAINNOVA.

La Industria 4.0 ofrece importantes posibilidades ya en el corto plazo como la posibilidad de dar continuidad a la actividad o aportar seguridad a los trabajadores, además de permitir el trabajo a distancia, entre otras opciones. "Con tecnologías asociadas al gemelo digital, se han podido poner en marcha nuevas máquinas, garantizando que se trabaja como se debe", añade Alfredo Gómez.

Las posibilidades de la Industria 4.0 son muchas más, ya que se estima que puede contribuir a bajar los costes de calidad, producción, mantenimiento y de logística entre un 10% y un 20%, el inventario se reduce entre un 30% y un 50% y los costes de complejidad es posible rebajarlos entre un 60% y un 70%, según datos del Instituto Fraunhofer para la Ingeniería de Producción y Automatización.

Son ventajas que muchas empresas todavía no están aprovechando. Los datos así lo reflejan porque, por ejemplo, es significativo que las personas estén más digitalizadas que las compañías. Además, de forma generalizada, en España queda mucho camino por recorrer, sobre todo, en el ámbito industrial. El país está lejos de los niveles de Estados Unidos, Alemania, Francia o China, situándose cerca de Brasil o Tailandia.

Las tecnologías relacionadas con la Industria 4.0 se pueden aplicar en varias líneas. Por ejemplo, en producto, es posible integrar sensores, conectividad para transferir datos, trabajar en identificar productos para dar información complementaria o trabajar incluso en nuevos modelos de negocio basados en el dato o en el uso. Posibilidades también hay en operaciones trabajando en sensorizar máquinas y coger los datos para su análisis, hacer una planificación de la producción o planificación dinámica o el control de la calidad en línea. Y, en el ámbito del cliente, las posibilidades comprenden por ejemplo el marketing digital, la comunicación con ellos a través de diferentes canales, dar un trato personalizado o anticiparse a sus necesidades. "No todas tienen el mismo impacto. Al final, hay que elegir muy bien la ruta que nos lleve a la empresa 4.0", aclara Alfredo Gómez, durante su participación en la jornada 'Innovación tecnológica para la recuperación', organizada por CEOE Aragón e ITAINNOVA.


La competitividad de la economía circular

La economía circular no solo es una cuestión de actuar con concienciación ambiental. "Es una palanca de competitividad", incide Joaquín Gómez, ingeniero de ITAINNOVA, quien apunta que son "vectores de competitividad los materiales sostenibles, los productos de bajo impacto ambiental y los proceso eficientes", entre otros, que ya conocen bien en algunas empresas como Saica, que tiene en su modelo de negocio la economía circular con la utilización de papel reciclado para embalajes sostenibles y con la división de Saica Natur para poner en valor los residuos, entre otras acciones.

En el Grupo Saica se trabaja en la mejora de los materiales reciclados, en la optimización del diseño de embalajes y en el soporte o mejora de proceso de reciclado del polietileno de baja densidad. Hoy en día, esta compañía aragonesa es especialista en papeles de bajo gramaje, pero con las propiedades del papel de gran gramaje, lo que se ha conseguido con la química del material.

En Saica también se ha puesto el foco en el diseño del embalaje con la caracterización avanzada del papel y cartón. "Se usan herramientas de simulación por ejemplo para el transporte. Esto era una tecnología disruptiva en el sector cuando se empezó", expone Joaquín Gómez. Además, también se realiza la evaluación funcional porque el embalaje tiene que cumplir su función.

Grupo Saica no es la única empresa que ha abrazado la economía circular. También Mondo Tufting la tiene presente en su planta de Borja (Zaragoza) para fabricar césped artificial con el fin de que sea más sostenible y mejorar el final de su vida a través de la valorización. Entre las líneas de trabajo están, por ejemplo, la incorporación de material reciclado y la sustitución de materiales no reciclables o el uso de materiales bio.

La empresa FINSA, de Cella (Teruel) es otro claro ejemplo de economía circular, trabajando en el sector del tablero aglomerado, principalmente en dos ejes para aprovechar los recursos renovables o madera de segundo uso y en optimizar las condiciones de procesado. Esto redunda en una mejora del impacto ambiental y también en los costes.

En el sector de la iluminación también se puede aplicar la economía circular. Zalux, en su planta de Alhama de Aragón (Zaragoza), se dedica a fabricar luminarias industriales, producto en el que se está trabajando en el reciclaje de materiales y en incorporar materiales reciclados y biobasados.


Transición energética no solo para la industria

La transición energética es otro de los ejes en los que las empresas deben actuar. Las posibilidades son diversas y no solo es posible aplicarlas a la industria. Prácticamente en todos los sectores de actividad y empresas se pueden llevar acciones o aprovechar oportunidades de negocio, que van desde las energías renovables y almacenamiento de energía a un transporte más limpio o el ahorro de energía, entre otras muchas opciones.

Y, prueba de ello, es el rally Dakar, que tiene su propio proyecto de transición energética: el Dakar Future Project, que comprende vehículos TOP de cero emisiones para 2025 y que, en 2030, todos los vehículos sean de cero emisiones, asegura Miguel Trallero, ingeniero de ITAINNOVA.

Otras iniciativas están más cerca que el Dakar. En Zaragoza, una empresa ha permitido que las viviendas viejas que no tienen suficiente acometida eléctrica para ascensores modernos puedan instalarlos, gracias a sistemas relacionados con la energía solar.

Son algunas de las posibilidades a las que se suman otras líneas de acción de empresas que apuestan por la transición energética para, por ejemplo, trabajar en baterías que almacenen energía para su uso en coches eléctricos.


Fuente: Eleconomista.es

Retos de 2021 en políticas públicas en materia de telecomunicaciones

 Más conectividad, migración a la red 5G y competencia justa, son algunos de los desafíos de este año.

 


Mayor acceso a internet y banda ancha, así como un desarrollo transparente a las redes de radiodifusión son algunos de los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 en materia de telecomunicaciones para impulsar el desarrollo económico. Este 2021, el reto está en diseñar e implementar políticas públicas integrales de infraestructura, educación, competencia, tecnología e innovación que acerquen al país aún más al cumplimiento de estos propósitos.

Aunque, de acuerdo con datos del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), el desempeño del sector de telecomunicaciones reportó un incremento anual al segundo trimestre de 2020 de 13.2 por ciento, al acumular 515 mil millones de pesos (equivalente a 3.4 por ciento del PIB), aún hay temas pendientes en la agenda para este año. 



Mayor acceso a internet

El acceso a internet sigue siendo una asignatura pendiente sobre todo en zonas rurales y en las clases sociales bajas. Según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), 70 por ciento de la población del estrato más bajo no cuenta con internet, frente a 89 por ciento del estrato más alto que sí se conecta.

Sin embargo, la crisis sanitaria del covid-19 trajo efectos positivos en cuanto a conectividad, pues el confinamiento social se tradujo en un acelerado aprovechamiento de servicios, herramientas y dispositivos tecnológicos a nivel individual, hogares y empresas. Sólo al inicio del confinamiento los servicios de contratación de internet móvil y fijo incrementaron 20 por ciento de abril a mayo, según cifras de la Agencia B12 México.

“El año 2021 se proyecta como uno de recuperación macroeconómica y sectorial de las telecomunicaciones en México, a partir del ‘empujón digital’ propiciado por la crisis pandémica”, pronostica The Competitive Intelligence Unit (CIU). 



Migración a la tecnología 5G

Otro reto es la migración de la tecnología 3G o 4G, a la red de quinta generación (5G), con la cual los usuarios y las empresas podrán disfrutar de una velocidad mejorada para la carga, descarga, streaming e intercambio de contenido, así como de la conexión masiva de dispositivos.

Esto será posible a partir de la asignación de diversas frecuencias del espectro radioeléctrico (814-824/859-869 MHz, 1910-1915/1990-1995 MHz y 2500-2530/2620-2650 Mhz) durante la primera mitad del año, apunta la CIU. 



Medidas correctivas en competencia digital

Con el objetivo de consolidar un ecosistema digital óptimo para los usuarios, la Autoridad Investigadora del IFT dará a conocer este 2021 el dictamen de la investigación en los mercados de servicios de búsqueda en línea, redes sociales, sistemas operativos móviles y servicios de cómputo en la nube, que comenzó desde octubre pasado.

Esta investigación tiene el propósito de encontrar las posibles barreras a la competencia para las cuales aplicará medidas correctivas con el fin de aumentar la eficiencia en los mercados.

 

Seguir la Hoja de Ruta 2021-2025

La Hoja de Ruta 2021-2025 del IFT destaca la importancia de disminuir la brecha digital y asegurar la calidad, diversidad y pluralidad de los servicios de telecomunicaciones y radiodifusión, así como garantizar los derechos de los usuarios mediante la colaboración y acciones coordinadas con otros actores de la industria y la sociedad.

Para el IFT es importante propiciar un entorno de competencia efectiva para fomentar la innovación y el desarrollo de nuevas tecnologías, así como garantizar los derechos de los usuarios y la calidad de los servicios.

 

Conservar la autonomía del IFT

No obstante, estas políticas públicas podrían verse retrasadas frente a la posible desaparición del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) cuyas funciones serían absorbidas por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, según la propuesta del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, el pasado jueves.

Como respuesta, en un comunicado de prensa el organismo autónomo, detalló que desde su creación en 2013 el instituto “ha dejado atrás la época de los trámites de ‘doble ventanilla’, el papel de juez y parte, y la discrecionalidad en el otorgamiento de concesiones para dar paso a la participación de nuevos competidores en los sectores de telecomunicaciones y radiodifusión, así como un uso más eficiente del espectro radioeléctrico”.

Asimismo, aseguró que “las diversas acciones regulatorias a cargo del IFT se han traducido en un beneficio cuantificable para los usuarios de poco más de 540 mil millones de pesos. Esto significa que, por cada peso que se destina al instituto para su operación, la labor de este órgano regulador genera 47 pesos de beneficios a la sociedad mexicana”.

 

Fuente: Milenio.com 


México: Evaluación de clientes reconoce calidad de Huawei en nube

Entre casi 20 proveedores, la compañía Huawei fue reconocida con el premio Gartner Peer Insights Customer's Choice de 2020, en la categoría de redes para centro de datos en la nube. Lo anterior se dio después de que la solución CloudFabric de Huawei recibió comentarios positivos de varios clientes alrededor del mundo que cubren productos y soluciones, como los conmutadores de centro de datos de la serie CloudEngine (DC). De acuerdo con la información, la compañía líder en telecomunicaciones recibió una calificación de 4.9 sobre 5, la más alta de la categoría.




“Nuestros departamentos utilizan conmutadores de Huawei y las sucursales también eligen a Huawei. El cambio no defraudó, su tecnología es de primera clase y sus funciones son muy estables” , comentó un gerente de productos financieros. Al respecto, el presidente de la red de centros de datos de Huawei, Leon Wang, dijo sentirse honrado con tal distinción y aseguró mantener el compromiso de satisfacer los requisitos de sus clientes a través de la innovación continua. “En el futuro, mantendremos nuestro compromiso de satisfacer los requisitos del cliente con innovación continua, ofreciendo productos y soluciones a largo plazo que sean reconocidos por los clientes y, al hacerlo, ayudando a acelerar su transformación digital”, dijo.

La solución CloudFabric de Huawei brinda servicios a más de 9 mil 200 clientes corporativos en más de 140 países. Gartner Peer Insights es una plataforma en línea para clasificar y analizar software y servicios de Tecnologías e Información (TI). Su objetivo, es ayudar a los líderes de TI a tomar decisiones de compra más informadas y a los proveedores de tecnología a mejorar sus productos al recibir comentarios objetivos e imparciales de sus clientes.



Fuente:
Milenio.com

¿Cuáles son las telefónicas con más quejas en México?

 Entre abril y junio del 2020, usuarios presentaron seis mil 670 inconformidades ante el IFT.




De las seis mil 670 inconformidades de los usuarios de telecomunicaciones entre abril y junio de este año, dos mil 857 correspondieron a Telmex, 879 fueron de AT&T y 618 de Telcel.

El segundo informe trimestral de la plataforma Soy Usuario, del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), arrojó que la cuarta empresa con más quejas fue Megacable con 569 y la quinta fue Izzi con 484.

 Totalplay sumó 430 quejas en el periodo reportado, Movistar tuvo 281, Dish sumó 117 inconformidades, Sky tuvo 72 quejas y Blue Telecom 65 inconformidades.

En un comunicado, el regulador explicó que en el segundo trimestre del año recibieron siete mil 348 inconformidades, "de las cuales se resolvieron cinco mil 80 folios, mil 495 se encuentran en proceso, 669 fueron canceladas por duplicidad o por los propios usuarios y 104 desechadas por falta de seguimiento de los interesados".

Las quejas más recurrentes son las fallas en el servicio con cuatro mil 263 inconformidades; cargos, saldos o bonificaciones con mil 43 casos y portabilidad con 577 reportes.



Fuente: 
Informador.mx

AMLO anuncia que en 2021 se duplicará la cobertura de Internet

 Este miércoles, el Presidente sostuvo una reunión con ejecutivos de Altán Redes.

 


El Presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró este martes que su administración trabaja para llevar el servicio de Internet a todo el país, por lo que garantizó que a finales de este año se tendrá una cobertura de 69 mil 269 localidades y el próximo año esta cifra casi se duplicará para llegar a 122 mil 348 comunidades.

En su cuenta de Twitter, AMLO informó que la mañana de este miércoles se reunió en Palacio Nacional con Bernardo Sepúlveda, presidente de Altán Redes y el director general, Salvador Álvarez, como parte de los esfuerzos para llevar Internet a todo el país.

La cobertura universal de Internet es uno de los 100 compromisos que hizo López Obrador el 1 de diciembre de 2018 al tomar posesión como Presidente de la República.

"Habrá cobertura universal en telecomunicaciones y se conectará al país con Internet utilizando la infraestructura y las líneas de la Comisión Federal de Electricidad. Este servicio será gratuito en carreteras, plazas, escuelas, hospitales e instalaciones públicas", dijo ese día.

 
Fuente: I
nformador.mx

Telefónica llega a dispararse un 11% en bolsa tras la venta de las torres de Telxius

 El mercado premia una operación que la multinacional había prometido hace tiempo pero que no llegaba a consumarse.



Telefónica llegaba a dispararse este miércoles un 11%
 en bolsa, hasta alcanzar los 4 euros por acción. Al cierre, subidas del 9,67% hasta los 3,947 euros. Los inversores premian a la compañía por la venta de las torres de telecomunicaciones de su filial Telxius a American Tower por 7.700 millones de euros.


La operación incluye los emplazamientos de Telxius en Europa (España y Alemania), así como los ubicados en Latinoamérica (Brasil, Perú, Chile y Argentina). Con ella, la presidida por José María Álvarez-Pallete cumple con uno de los objetivos que se había marcado en su hoja de ruta presentada en noviembre de 2019 pero que no terminaba de concretarse.


Según ha comunicado la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) este miércoles antes de la apertura bursátil, supone el traspaso de cerca de 30.722 emplazamientosDespués de la transacción, la operadora se quedará en propiedad solo las torres que posee en Reino Unido. La compañía además se queda con su infraestructura de cable submarino.

 

 

 

Deuda y plusvalías

Dos de los puntos que más celebran los analistas e inversores son que se concreta la promesa de crear valor con las torres de su filial y la fuerte reducción de deuda que esta transacción conlleva. En este sentido, la deuda financiera neta de la operadora se reducirá aproximadamente en 4.600 millones, de manera que mermaría hasta cerca de los 36.000 millones. 

La 'teleco' ha señalado que esta venta se enmarca en "una política activa de gestión de cartera de sus negocios y activos, basada en la creación de valor y acelerando, al mismo tiempo, la reducción de deuda orgánica". En noviembre de 2019 ya se anunció que la división Telefónica Infra pasaba a ser la nueva cabecera de Telxius para la explotación de torres de telecomunicaciones y otras infraestructuras.

La explotación de torres de Telxius generó, durante el último año, un OIBDAaL estimado de 190 millones de euros. Además, Telefónica estima con esta venta una plusvalía de 3.500 millones de euros.



Fuente: E
lespanol.com

La tecnología como derecho fundamental de las personas

 En estos momentos el 90% de la población mundial cuenta con cobertura de banda ancha móvil. Sin embargo, la UIT (organismo de la ONU especializado en telecomunicaciones) recuerda que este dato no supone que todas las personas tengan acceso a la tecnología en igualdad de condiciones, lo que sigue siendo un freno para el desarrollo social y económico del planeta.

 



La tecnología ya se ha convertido en la base de cualquier tipo de actividad y, por lo tanto, en un factor clave para el avance de la humanidad. Cada uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible aprobados por Naciones Unidas en 2015, con tres metas básicas como son erradicar la pobreza, combatir la desigualdad y solucionar el cambio climático, tienen en la tecnología un acelerador común.

 

Así, la tecnología ha hecho posible el acceso a nuevos servicios financieros digitales, que permiten a muchas personas formar parte de la actividad económica. También facilita el acceso a la información, a servicios de la salud, a la educación, a oportunidades empresariales y laborales para la mujer, mejora la gestión de la energía y de los recursos naturales…

Un buen ejemplo del avance promovido por el sector de las telecomunicaciones es la banca móvil en el continente africano, donde hace más de una década Vodafone empezó a ofrecer servicios de banca digital, siendo después seguido por Orange con su propio planteamiento. Hoy en día, ese tipo de servicios móviles permiten a los residentes enviar y recibir dinero entre ellos, realizar pagos comerciales, acceder a créditos, beneficiarse de subsidios públicos y de servicios relacionados con la salud.

 

Todo eso en un vasto continente que carece de una red de oficinas como las que conocemos en Europa.

 

Además de lo anterior, de acuerdo con el Ericsson Mobility Report, la aplicación de las tecnologías más innovadoras también podría ayudar a reducir los gases de efecto invernadero hasta un 15% en 2030, lo que supondría eliminar la huella de carbono actual de la Unión Europea y Estados Unidos.

Barreras que limitan el avance de las TIC

Las empresas del sector TIC han realizado una fuerte inversión en I+D+i para lograr democratizar la tecnología, logrando que las tendencias más avanzadas estén al alcance de una gran parte de la población, tanto en precio como facilidad de uso. Nadie puede poner en duda que la parte más positiva de la globalización, en la que todas las personas tienen acceso a la misma información y los mismos recursos para formarse, comunicarse, hacer negocios o cuidar de su salud y de su entorno, es hoy posible gracias al avance que ha experimentado la tecnología en los últimos veinte años, haciendo posible un progreso social y económico sin precedentes.


Sin embargo, a pesar de esta disponibilidad tecnológica, aún no está todo hecho. Una gran parte de la población mundial, hospitales o escuelas siguen sin tener acceso a estas herramientas, lo que les impide progresar y obtener los beneficios que proporcionan.

 

Para que estos avances se materialicen y comiencen a dar frutos concretos es necesario contar con el apoyo, principalmente, de los gobiernos, pero también de reguladores, asociaciones multisectoriales, organismos de normalización, empresas, inversores y universidades y ONGs, a fin de superar algunas barreras que ralentizan su progreso, tales como:

 

Legislaciones restrictivas que no fomentan el uso, desarrollo e implantación de tecnologías y aplicaciones tanto a nivel de infraestructura como comercial y de usuario final.

 

- Falta de políticas de colaboración público-privada dirigidas a estimular la innovación y el crecimiento de las empresas.

 

Interoperabilidad de las tecnologías, que se soluciona mediante el desarrollo y fomento de estándares, que además ofrecen protección ante distintos riesgos.

- Escasez de inversión en infraestructuras físicas preparadas para el uso de estas nuevas tecnologías. De nada sirve la disponibilidad de banda ancha móvil si escuelas, hospitales, organismos o empresas no están conectados.

 

- Falta de planes de apoyo a startups capaces de desarrollar aplicaciones focalizadas en las necesidades locales.

 

- Inexistencia de planes de formación sobre tecnología dirigidos tanto a usuarios como a profesionales con el objetivo de que puedan sacar todo el partido a las soluciones disponibles.

 

Muchos y muy variados son los centros de poder que tienen influencia a la hora de impulsar el proceso de transformación social a través de la adopción de las nuevas tecnologías, pero sin un marco legislativo adecuado que contemple medidas de apoyo financiero y fiscal, que agilice la asignación de espectro, que facilite la instalación de las infraestructuras físicas necesarias y que fomente la actividad de proveedores de servicios y desarrolladores de aplicaciones, ni empresas, ni organismos, ni personas van a ser capaces de aprovechar las oportunidades y beneficios que nos ofrecen las nuevas tecnologías.

 

Por otro lado, la puesta en marcha del Plan de Recuperación aprobado recientemente por la Unión Europea supone una oportunidad excelente para abordar los múltiples desafíos relacionados con el desarrollo sostenibleSe trata de 1,8 billones de euros dedicados, en gran medida, a la investigación, innovación, transición climática y digital, protección de la biodiversidad e igualdad de género.

 

La tecnología tiene un poder transformador, lo que la sitúa en el centro de todos los Objetivos de Desarrollo Sostenible publicados por la ONU, así como de los recogidos en el Plan de Recuperación de Europa. Para todos ellos la tecnología tiene una respuesta. Impulsando su implantación se promueve el progreso del mundo y la mejora en las condiciones de vida de la población. Por ello, debería dejar de considerarse como un bien comercial más para convertirse en un derecho fundamental de las personas. 

 

 

*** Miguel Ángel García Matatoros es director general de Blue Telecom Consulting


Fuente: Elespanol.com